Páginas

Google+ Followers

Seguidores

Translate

visitas contador

domingo, 18 de marzo de 2018

URVANITY 2018

Resultado de imagen de URVANITY 2018

Resultado de imagen de URVANITY

URVANITY es la única feria en nuestro país dedicada al Nuevo Arte Contemporáneo. El escenario de la feria tiene como base explicar el mundo que nos rodea. Este concepto de arte está integrado por artistas que empezaron en el calle, haciendo grafitis o pintado murales, y que fueron llevando ese arte al mercado a través de galerías.
El verdadero arte urbano es aquel que crece en la calle, con protestas en los muros y de grandes ideales. El director de la feria Sergio Sancho, afirma que el Nuevo Arte Contemporáneo está ya muy consolidado en países europeos como Francia, Alemania o Inglaterra así como en Norteamérica. En nuestro país sigue siendo un mercado pequeño. “Se trata de difundir el arte contemporáneo y el coleccionismo entre el gran público gracias al atractivo que ofrece la práctica artística desarrollada en el contexto urbano”, afirma el director.
Urvanity 2018
Obras de Isaac Cordal – Fotografía de Raquel Gutiérrez González

El mercado de arte en España

Cada vez es más difícil para el artista producir su propia obra. Los altos precios, la crisis y las pocas ayudas del Estado dificultan el trabajo del artista. “El 50% de los artistas declara percibir ingresos por debajo del salario mínimo interprofesional, y menos del 15% manifiesta que puede vivir solo del arte”, según asegura el estudio La Actividad Económica de los/las Artistas en España, realizado por la Universidad Nebrija en el pasado 2017.
Galeristas, artistas, instituciones y fundaciones piden a gritos una Ley de Mecenazgo que impulse ciertos incentivos fiscales para coleccionistas. El 32% de los artistas dice mantener relaciones estables con las galerías y únicamente el 3% considera que es satisfactoria y su única fuente de ingresos.
No hay un modelo productivo de arte saludable. Comprar arte en España significa comprar propiedad y no divulgación y creación del patrimonio artístico y cultural. El modelo de comprador se resume a millonario, coleccionista y petulante.
Urvanity 2018
Galeristas en la feria URVANITY – Fotografía Raquel Gutiérrez González
El 21 % de impuesto añadido a cada obra impide a las galerías colocar un precio razonable a las obras. La galería pierde dinero pero el artista mucho más. En países como Francia comprar arte desgrava, está es una de las razones por las que el sector pide una nueva ley de participación social y mecenazgo. Hablan de unos objetivos de incremento de desgravación que podrán pasar del 25% al 70% para un comprador particular.

El arte como movimiento social

Fracaso político, cambio climático, inmigración… Son muchos los temas de protesta que se pudieron observar en esta edición de URVANITY. El artista Pogo se describe a sí mismo como un “Hippie Socialista Luciferiano”. Enric Sant evita la autocensura para expresar lo que realmente siente. Sus propias pesadillas, la muerte y el cielo como algo visceral y grotesco.
Isaac Cordal transforma cualquier rincón de la sociedad como medio de crítica. Sus pequeñas figuras están establecidas en posiciones que nos abren las puertas a otros mundos. El foco se realiza en las ocupaciones diarias del ser humano.
Urvanity 2018
Summer of Hate, del artista Pogo – Fotografía Raquel Gutiérrez González
 

Actualmente, el artista Aske está impulsando su arte llevándolo a un nivel superior. Prestando más atención no solo al lado visual de sus obras, sino también a las ideas y conceptos subyacentes. Temas como las nuevas tecnologías o la maternidad se encuentran presentes en sus obras.
Urvanity 2018
Obras del artista Aske – Fotografía de Raquel Gutiérrez González

URVANITY con menos perspectiva de género

En URVANITY  la sección de mujeres artista, por parte de los galeristas, no sumó ni la mitad de entre todos los integrantes. De un total de 20 galerías con 79 artistas, tan sólo 14 de ellos eran mujeres. Visualizaron los trabajos de Alice Pasquini, Laurence Valliéres, Marie-Claude Marquis, Abigail Goldman, Jana, Hyuro, Annabelle Tattu, Dilka Bear, Julia Benz, Peca, Miss Van, Martina Merlini y Anna Taratiel.

Los seres humanos somos una plaga

Laurence reinventa la conexión entre humanos y resto de animales. Realiza sus obras, tridimensionales, utilizando cartón de grandes como pequeñas marcas. Evoca una reflexión sobre nuestra forma de consumir y sus consecuencias para el medio ambiente.
“Somos mamíferos, vivimos en la superficie terrestre y es por ello que los fondos marinos son un buen lugar donde esconder nuestras vergüenzas. Los Océanos son nuestra alcantarilla, allí acaba todo lo que desechamos. Engordando nuestro olvido, hasta que explote denuncia la artista.

Andrea Romera, una de las ganadoras del Tuenti Urban Art Project

Tuenti Urban Art Project es una iniciativa impulsada por Tuenti en el territorio del arte urbano, que ha permitido vincular el círculo profesional con el ámbito universitario. Con el doble objetivo de apoyar el arte urbano a través de artistas ya consolidados a nivel internacional, así como dar visibilidad a nuevos talentos emergentes.
Urvanity 2018
El trigo y la cizalla de Andrea Romero – Fuente: http://urvanity-art.com/es/tuenti-urban-art-project-urvanity
Andrea Romera, de la Universidad Complutense de Madrid, ha sido una de las ganadoras de esta entrega con su trabajo El trigo y la Cizalla.
Presentaciones, conferencias, proyecciones, y una subasta solidaria de paneles de artistas y tablas de skates intervenidas, cierran el programa de los cincos días que URVANITY abrió al público en esta edición.
Urvanity 2018
Obra de Laurence Valliéres – Raquel Gutiérrez González

Fuente
https://www.lemiaunoir.com

Te puede interesar;

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...