Páginas

Google+ Followers

Translate

visitas contador

sábado, 24 de diciembre de 2016

Arte plumario precolombino en el museo del Quai Branly

Arte plumario precolombino en el museo del Quai Branly              

En París, el museo de arte y civilizaciones antiguas del Quai Branly dedica una exposición al arte plumario de las culturas ancestrales de México y Perú.

El arte plumario distinguía a los pueblos precolombinos de los Europeos. Mientras que en Europa las plumas de las aves solo se usaban para adornar los sombreros, varias culturas del antiguo Perú y de Mesoamérica el arte plumario era considerado una de las más finas. Los amantecas, artesanos plumarios de la casa real de los emperadores de Tenochtitlán eran encargados por ejemplo de elaborar mantas y penachos para los caciques.
>Hacer clic en la foto arriba para escuchar la versión audio de este reporte.
La pieza de arte plumario más famosa del mundo, el penacho de Moctezuma, último emperador mexica, sigue conservada en Viena. El misterio rodea esta joya ya que no se sabe a ciencia cierta si Moctezuma la usó alguna vez ni cómo llegó a Viena. La única certeza, es que sus más de 400 plumas -algunas de quetzal, color esmeralda- siguen intactas, pero se estructura es demasiada frágil. Las vibraciones del transporte podrían dañar definitivamente esta pieza resplandeciente del arte plumario.
Y es precisamente para dar a conocer al público internacional esta tradición, que el museo de artes y civilizaciones del Quai Branly en Paris, dedica la exposición llamada Plumas, visiones de la América precolombina.
Debido a la fragilidad de las piezas de plumas, pocas han atravesado el tiempo. Francia conserva algunas gracias a la afición del coleccionista Guillaume Pujos, apasionado de las civilizaciones de América, y que legó su colección a un museo público a principios del siglo XX.
Una de las primeras piezas expuestas es un tejido de plumas de la cultura Chimú del actual Perú, un textil multicolor con símbolos de dualidad (foto principal, arriba), y que muestra el estrecho vínculo entre la cosmovisión andina y las plumas. En los Andes, el mundo superior de los dioses lo simbolizaban las aves ;y en el México antiguo, todos los dioses eran representados con plumas, como Quetzalcóatl, la serpiente emplumada.
Obsequios diplomáticos
Las plumas eran un elemento central de los obsequios diplomáticos, de los impuestos imperiales, además de adornar las ropas más finas de los reyes mexicas. Y en las estatuas, cerámicas y esculturas, abundan las referencias a las plumas, incluso en los mitos de creación del mundo.
Con la conquista del continente americano por los europeos, en México apareció un nuevo arte sincrético, mestizo, que aliaba la técnica plumaria con la simbología católica. Los cuadros de plumas fueron utilizados como un vector de evangelización católica para diseminar imágenes cristianas entre los pueblos de América.

Misa de San Gregorio, mosaïco de plumas sobre madera, 1539
Una de las más famosas obras de este género es la misa de San Gregorio. Es una de las primeras obras cristianas de América, ya que fue creada en 1539 por amantecas y pintores aztecas bajo la impulso de un monje franciscano instalado en México.
Al mismo tiempo, muchas piezas plumarias fueron enviadas a Europa, y suscitaron la admiración en las cortes. La pluma se convirtió en el símbolo exótico de los pueblos americanos.
                                   El arqueólogo Pascal Mongne con Jordi Batallé en RFI
Fuente
http://es.rfi.fr/cultura

Te puede interesar;

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...