Páginas

Google+ Followers

Seguidores

Translate

visitas contador

viernes, 19 de junio de 2015

El IVAM lleva a Anticorrupción los 'excesos' de su ex directora

La ex directora del IVAM, Consuelo Císcar, en la presentación de una...
La ex directora del IVAM, Consuelo Císcar, en la presentación de una de las exposiciones del museo. VICENT BOSCH

Era cuestión de tiempo que los excesos de Consuelo Císcar en el IVAM llegaran a los juzgados. Según confirmaron fuentes jurídicas al periódico EL MUNDO, la actual dirección de IVAM ya ha remitido a laFiscalía especial contra la Corrupción y la Criminalidad Organizada el informe de la Intervención General que deja al descubierto las vergüenzas del IVAM y cuestiona la gestión de la ex directora Consuelo Ciscar, al menos entre los años 2009 y 2013. La actual dirección del IVAM envió el expediente el miércoles y la Fiscalía abrirá diligencias previas de investigación penal en los próximos días, una decisión que supone revestir de la forma jurídica necesaria la información recibida, para, a partir de ahí, iniciar las actuaciones que finalmente puedan determinar la existencia o no de hechos punibles.
Sólo entre los años analizados los interventores de la Generalitat han detectado multitud de irregularidades que incluyen desde cenas o ágapes sin justificar, hasta la adquisición de obras de arte por correo electrónico, compras con sobrecostes de hasta un 1.500% o piezas que no aparecen, como ha ocurrido en Feria Valencia, cuya gestión también ha acabado en Anticorrupción. Son las miserias del IVAM, un museo de arte moderno que un día fue referencia en España.
Tal y como ha venido informando este periódico, durante el periodo analizado, el IVAM compró un total de 124 obras por un valor total de 1.992.877 euros. El informe también indica que las compras se realizaron sin contar con un plan definido de adquisiciones y con métodos que no se ajustarían a las reglas de contratación del sector público. Al parecer, eran los propios galeristas o artistas los que ofrecían la compra, «con frecuencia coincidiendo con las exposiciones temporales del propio museo», y a través de «correos electrónicos, cartas o verbalmente», dice el informe.
Entre otras cuestiones, el informe señala que se han valorado cinco obras adquiridas en el período de control seleccionadas de forma aleatoria. El resultado «refleja diferencias entre el precio de mercado y el importe pagado por el IVAM de entre el 45,20 y el 1.520 por ciento». Es el caso de la pieza de Julio Quaresma Della bestia triunphante (2005), que el museo adquirió en 2011 por 32.400 euros cuando la valoración externa realizada aconseja un precio de 2.000 euros, lo que supone una diferencia de más del 1.500 por cien. Pero hay más.
El resto de obras analizadas son The Deluge, de Miao Xeaochun, comprada en 2009 por 18.000 euros y valorada ahora en 8.000 (diferencia del 125%); Tiempo de arroz y sal, de Natividad Navalón, por la que se pagaron en 2010 128.400 euros, un 71% más de los 75.000 de mercado; Removal assignments, de Javier Arce, adquirida en 2011 por 11.800 euros -se ha valorado 2.500, un 372% menos- yHaboob, de Juan Carlos Nadal, que el IVAM incorporó en 2013 por 14.520 euros y se ha valorado en 10.000 (45,20%).
Los fiscales tienen ahora seis meses para investigar, prorrogables a otros seis. Si Anticorrupción convierte los indicios en pruebas habrá denuncia, si no se archivarán las diligencias. Todas las sospechas se centran en Consuelo Císcar, esposa del ex conseller Rafael Blasco, quien el lunes entro en prisión por malversar las ayudas públicas destinadas a la cooperación internacional. El informe no es definitivo y la actual dirección ya ha presentado alegaciones. Sin embargo, estas matizaciones no desvirtuarían la posible responsabilidad penal de algunas de las decisiones tomadas por Císcar. La actual dirección, de hecho, aconsejó a la Conselleria de Cultura iniciar acciones penales ante la gravedad de algunas de las conclusiones del informe. En declaraciones a este periódico, la ex directora Consuelo Císcar aseguró que el IVAM «ha sido sometido anualmente a las correspondientes auditorías externas de Audit Iberica posteriormente refrendadas por la Consellería de Hacienda, que habitualmente concluyen con la aseveración 'no se han observado incumplimientos relevantes'». Subrayó que todas las compras del museo están «justificadas y aprobadas».



VIAJES, CENAS, ERRORES Y OBRAS QUE NO APARECEN

El informe de la Intervención General es extenso y analiza los puntos que considera más relevantes dentro del museo:adquisición de obras de arte, exposiciones, publicaciones, publicidad, propaganda y relaciones públicas, servicios profesionales independientes y otros servicios. De manera general, pone en evidencia que la ex directora Consuelo Císcar tomaba la mayoría de las decisiones atendiendo a su propio criterio y que no existía «un plan de adquisiciones» definido ni normas claras para contratar exposiciones. Pero hay otras muchas consideraciones e irregularidades. Por ejemplo, en cuanto a viajes y dietas, ya que muchos de ellos «no se justifican lo suficiente», según el informe, y otros directamente fueron satisfechos por personas que no tenían relación profesional con el IVAM en ese momento. Hay también errores de tipo técnico, como obras que se compran con un título determinado y finalmente aparecen con otro distinto, o donaciones que si bien aparecen firmadas luego no se materializan. Según el informe, de hecho, hay 32 esculturas de las que no se tiene constancia;la nueva dirección del centro ya ha mostrado su intención de reclamarlas en el texto de alegaciones presentado. Otro punto tiene que ver con los catálogos. En el periodo comprendido entre 2009 y 2013, en el que se centra el informe de la Intervención, el IVAM encargó una tirada de los catálogos de sus exposiciones de 53.811 ejemplares en total, con un coste de 1,256 millones de euros. Sin embargo, los mismos datos indican que se vendieron apenas 4.618, un 8,58% del total.
Fuente
http://www.elmundo.es

Te puede interesar;

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...