Páginas

Google+ Followers

Seguidores

Translate

visitas contador

jueves, 11 de mayo de 2017

DAVID TENIERS. La pintura costumbrista de los Países Bajos.


Resultado de imagen de DAVID TENIERS.




   
Pintor flamenco llamado Teniers el Joven, hijo de David Teniers el Viejo (1582-1649). Es uno de los más grandes pintores de ese periodo, con una producción catalogada de cerca de 1.000 obras. David Teniers el Joven nació en Amberes y posiblemente se formó junto a su padre. Su primeras obras, de temática religiosa y escenas campesinas de género, muestran la influencia de su suegro, Jan Brueghel, además de la de Frans Franchen II y la de Adriaen Brouwer. La mejor producción de David el Joven, que data de la década de 1640, destaca por su refinamiento, delicadeza y tonalidades plateadas. Fue un pintor prolífico y sus escenas de género fueron muy solicitadas por la aristocracia de los Países Bajos. En 1645, David el Joven fue nombrado deán de la guilda (gremio) de pintores de Amberes. Un año antes se incorporó como profesor en la Academia de Pintura de esta ciudad. Por otro lado, fue pintor de cámara en la corte del archiduque Leopoldo Guillermo de Austria, gobernador de los Países Bajos austriacos y conservador de la colección de pinturas del archiduque, y realizó numerosas copias de estas obras, en especial de los cuadros de los pintores venecianos renacentistas. Su temática es muy variada, aunque son frecuentes escenas costumbristas, como fiestas campesinas y escenas de interior, principalmente tabernas, con una gran fuerza plástica y de esmerado detallismo. Entre las obras de este tipo hay que destacar Fiesta campesina flamenca (1652, Reales Museos de Bellas Artes, Bruselas), Fiesta aldeana (1646, Museo del Prado, Madrid), Fumadores en una posada (hacia 1650, Galería del Estado, Schwerin, Alemania), y Bebedores y fumadores (Museo del Prado, Madrid). Su extensa obra está muy repartida, hay una colección de 20 obras en la National Gallery, en Londres, otras 48 en el Ermitage de San Petersburgo y —el grupo más importante por cantidad y calidad— las 52 obras del Museo del Prado, en Madrid.

“Fiesta aldeana” David Teniers

ESCUELA FLAMENCA

En el cuadro que presentamos a continuación, unos campesinos bailan al son de un gaitero delante de una casa, en uno de los muchos ejemplos de las escenas de género que realizó este artista. Teniers parte de la estética y de ciertos esquemas compositivos de Jan Brueghel “el Viejo” (1568 - 1625), repitiendo la misma visión idílica del mundo campesino, muy utilizada también por la literatura flamenca del momento. Algunos de los personajes aparecen, casi idénticos, en otras obras del autor, respondiendo a ciertos tópicos como el gaitero sobre el tonel, la pareja de danzarines, la pareja de galanes, los niños traviesos o la figura ebria apoyada en la valla. Fue adquirido hacia 1759 por la reina Isabel de Farnesio de la colección del Marqués de la Ensenada.


Características: Escuela Flamenca. David Teniers. “Fiesta aldeana”. 1640-1650. Óleo sobre lámina de cobre. Medidas: 77cm x 99cm. Tema: Género y sociedad. Procedencia Colección Real. No expuesto.

“El Alquimista”. David Teniers.

ESCUELA FLAMENCA


Un alquimista, identificado por su característico gorro, aviva el fuego de su laboratorio, mientras en primer término, la presencia de libros, frascos y otros instrumentos delatan su actividad seudo-científica. Al fondo, un grupo de tres figuras de cierta prestancia social parece discutir teóricamente sobre el tema. Pareja de la Operación Quirúrgica, muestra con ella la visión crítica de Teniers hacia estas actividades, situadas a medio camino entre la ciencia y la superchería. Teniers sigue en este caso la tradición del tema a través de imágenes de Pieter Brueghel. Realiza una escena de interior, tan frecuente en su obra, donde el uso del color y el aspecto agobiante se relaciona con la obra de su maestro Adriaen Brouwer, aunque concede una mayor presencia a la luz y el colorido es más brillante. La representación de objetos y cacharros, tan habitual en sus obras, muestra su habilidad para plasmar minuciosamente la realidad. Se documenta en el Alcázar de Madrid, al menos desde 1734.
Características: Escuela Flamenca. David Teniers.”El alquimista” 1631-1640.Óleo sobre tabla. Medidas: 32cm x 25 cm. Tema: Género y sociedad. Procedencia Colección Real (Palacio Real Nuevo. Madrid. Paso de tribuna y trescuartos, 1772 nº 1027). No expuesto

“Operación Quirúrgica” David Teniers.

ESCUELA FLAMENCA

Un curandero, o un médico rural, sana el pie de un campesino, utilizando sus rústicos utensilios. Tras ellos, una mujer observa preocupada y una sirvienta entra en la escena con comida. La composición deriva de obras con el mismo tema realizadas por Adriaen Brouwer, maestro de Teniers. La presencia del búho, símbolo de sabiduría, quizá aluda a una interpretación crítica de lo representado. Esta pintura enlaza así con la tradición de la pintura flamenca, donde son frecuentes las representaciones burlescas de operaciones quirúrgicas. Pareja de El alquimista, ambas obras muestran la particular visión crítica de la ciencia por parte de Teniers. Existen varios ejemplos de obras de este pintor con el mismo argumento. Esta versión se encontraba ya en 1700 en el Alcázar de Madrid.

Características: Escuela Flamenca. David Teniers. “Operación Quirúrgica” 1631-1640. Óleo sobre tabla. Medidas 33cm X 25cm. Tema: Género y Sociedad. Procedencia: Colección Real (Palacio real Nuevo. Madrid. Paso de tribuna y trescuartos, 1772 nº 111). No Expuesto.

“Fumadores en una taberna” David Teniers

ESCUELA FLAMENCA

En un interior, un grupo de aldeanos, sentados o en pie, fuma junto a un barril que sirve de mesa. Al fondo otro se calienta junto a una chimenea y una figura entra en la habitación. En primer plano se representan elementos de cocina o taberna, como la garrafa, el caldero y el barril, que muestran la capacidad de Teniers para la naturaleza muerta y para la escena de género. Destaca el sentido naturalista que otorga al perro, que enrollado en sí mismo observa a los protagonistas de la escena. Como representación de la vida cotidiana, la obra ilustra la expansión del tabaco en Europa. Denostado o alabado por igual, su consumo era una práctica habitual en el momento. Teniers no se posiciona moralmente sobre su uso, pues no hay ningún elemento abiertamente crítico, aunque lo grotesco de los personajes es significativo, quizá como ilustración de los vicios.
Partiendo de figuras de su maestro Adriaen Brouwer, Teniers repetirá figuras y grupos en las muchas versiones de tabernas y fumadores que realizó. Ésta se localiza por primera vez en 1794 en el Palacio Real.

Características: Escuela Flamenca. David Teniers.”Fumadores en una taberna” 1631-1640. Óleo sobre tabla. Medidas 52cm x 65 cm. Tema: Género y sociedad. Procedencia Colección Real. No expuesto

“Fumadores y bebedores” David Teniers.

ESCUELA FLAMENCA

Un grupo de tres personajes disfruta expresivamente del tabaco en primer plano, mientras son observados por otro que asoma por un vano de la ventana. Al fondo otras figuras alrededor de una mesa beben o juegan a los naipes. Se trata de un ejemplo de las escenas de interior de tabernas, con fumadores, bebedores y jugadores, que Teniers realizaba durante la década de 1630 a 1640. El artista parte de las figuras de su maestro Adriaen Brouwer (1605/1606-1638), inspirándose en ellas para componer sus escenas y utilizando idéntico color general, aunque se diferencia en el uso de una mayor escenografía y dinamismo. El dominio de las sombras, de la perspectiva y de elementos de la pintura tradicional, como el personaje que asoma por la ventana, prueban los avances de Teniers en la realización de sus escenas de interior. La obra aparece citada en 1746 en la colección de la reina Isabel Farnesio en el Palacio de la Granja.

Características: Escuela Flamenca. David Teniers. “Fumadores y Bebedores” 1631-1640.Óleo sobre tabla. Medidas 34cm x 48cm. Tema: Género y sociedad. Procedencia Colección Real. No expuesto.
Fuente

Te puede interesar;

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...