Páginas

Google+ Followers

Translate

visitas contador

martes, 26 de enero de 2016

La Fundació Tàpies da fe de la "emergencia" del arte informal en los 50 en una exposición


El desgarro de la posguerra populariza una pintura del gesto que tiene sus orígenes en el 'art brut'

BARCELONA, 26 (EUROPA PRESS)

La Fundació Tàpies de Barcelona da testimonio de la "emergencia" del arte informal a principios de los 50, así como de su rápida comercialización y asimilación en la modernidad internacional en una exposición vinculada con obras de Tàpies en colaboración con el museo de arte moderno y contemporáneo Les Abattoirs Toulouse, ha explicado el director, Carles Guerra.

La exposición 'Documents d'acció. Obres de les col·leccions Denney i Cordier (1947-1965)' muestra como Michel Tapié fue capaz de crear un hilo conductor entre estos artistas, y acuñó el término de 'arte informel' no como una definición, sino como la "resonancia de un conjunto de personas", ha señalado la co-comisaria Laurence Rassel, exdirectora de la fundación.

El desgarro y el radicalismo de un arte hecho por personas con demencia que tiene sus orígenes en el 'art autre' --génesis del popular 'art brut' de Jean Dubuffet-- después de la II Guerra Mundial marca la selección de las obras que se podrán ver en la fundación desde este jueves y hasta el 22 de mayo.

Las 60 obras expuestas, procedentes del museo francés, forman parte de la colección de Anthony Denney y se complementan con algunos dibujos de Daniel Cordier, ambos coleccionistas que se dejaron seducir por la teorización del crítico de arte Tapié, que hizo una "sistematización teórica y mercantil", en palabras de Guerra, también comisario.

Tapié "fue capaz de crear un hilo conductor entre estos artistas y acuñó el 'arte informel' no como una definición sino como la resonancia de un conjunto de personas" en diferentes del mundo, desde Europa, EE.UU. hasta Japón, ha señalado Rassel, que ha circunscrito la muestra en las coordinadas de amistad entre ambos museos.

CONEXIONES CON DADÁ Y JAPÓN

La iniciativa, que se ha convertido en una muestra de trabajo y de estudio complementada con una exposición sobre la internacionacionalización de Tàpies, "puede dar pistas sobre cómo se construye la historia del arte entre críticos, artistas y amateurs", ha celebrado Rassel, que ha indicado que la exposición vincula el dadaísmo con el arte Gutai nipón.

Una gran obra de Georges Mathieu --que Guerra ha considerado el "Jeff Koons de la época" por su vocación expansiva en medios y publicidad-- que recrea la Batalla de Lepanto, contrasta con un conjunto de obras de "pintores graves y sólidos" como Jean Dubuffet, Alberto Burri y el mismo Tàpies.

Lucio Fontana también aguarda un lugar privilegiado en la exposición con una pieza en que recrea una tela desgarrada por un cuchillo, todo en la línea de un arte del gesto que "evoca la destrucción para producir obras de arte y se equipara al gran silencio que hay después de la Guerra Mundial".

En ese momento, la sociedad y los artistas no sabían hablar de este silencio porque no tenían fotos ni retratos de un Holocausto que se intuía, no tenían relato, y reaccionaron con este tipo de arte a un momento difícil, ha observado Guerra.

VOGUE Y EL ARTE

Algunas de las obras, como las de Atsuko Tanaka, se exponen de la misma forma en que estaban colgadas en el apartamento de Denney --zócalo incluido--, posteriormente inmortalizadas por fotografías publicadas en la revista Vogue.

Antes de que los museos tomaran el protagonismo, los coleccionistas se convirtieron en nodos principales del mundo del arte y críticos como Michel Tapié --que organizó la primera exposición de Jackson Pollock en París-- articularon un relato que conectó diferentes prácticas en el mundo.
Fuente
http://noticias.lainformacion.com

Te puede interesar;

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...